Ovejas II (¡A la flauta!…)

En 1995, el sitio de Divje Babe, Eslovenia, el arqueólogo Ivan Turk encontró una flauta de hueso, hecha con fémur de oso cavernario. La flauta Neanderthal tiene 60.000 años.
Se discutió que se tratara de una flauta. Ljuben Dimkaroski, músico profesional, toca el instrumento reconstruido.

Emmanuel Pahud toca su flauta traversa de oro. (Nadie discute que se trate de una flauta). Ché pibe, tocate una de Juan.

Ilustración de Quino.

Gracias Quino.

La mirada de los otros X (lenguaje musical o pasos de gigante)

Tengo la tara de no saber tocar ningún instrumento musical. Pero a esa frustración le sumo una perplejidad.

Hay quienes leen música con sus ojos  y la oyen con su cerebro.
¿Cómo es posible que la música pueda ser escrita/leída?…
Los que no tenemos formación musical, vemos una partitura y nos resulta igual que ver la página de un libro escrito en un idioma desconocido: un montón de signos y un enigma.

Lankavatara-sutra, sutra del descenso de Buda a Sri Lanka.

¿Se imagina que uno lee una secuencia de símbolos y a la vez, una música va sonando en la cabeza?… O al revés, que la música pueda ser registrada con símbolos y luego yo mismo u otra persona puedan reproducirlos casi exactamente con solo leerlos/decodificarlos?… Si usted es músico, claro que se lo imagina… ¡Qué viv@! 🙂

El habla y el lenguaje escrito pasan por un proceso análogo. Pero con la música, siento que hay un salto cualitativo… como un avance mágico con pasos de gigante.

Si usted toca la guitarra, y al igual que Juan Carlos Pelotudo quiere tocar Giant Steps de Coltrane, no le paso con el Profesor Mostaza Merlo, sino con Belial Báez. Que le aproveche, pinche que l@ envidio

Fuga rosa

The Pink Panther. Mural La Plata. Falopapa Foto: El Sudaca Renegau Licencia CC 2.0

El Señor Juan Sebastian. (Ignoro el autor)

Déjense ser libres ;)

Pintura de Brígida Seguín Hernández.
Reproducido con su autorización. Los derechos le pertenecen.
Si pincha la imagen, llega a su blog.

Local de belleza y depilación en City Bell, partido de La Plata, Argentina.
Foto: El Sudaca Renegau Licencia CC 2.0

Detalle de la pintada en el local de depilación

Marta y Juan Sebastián

Mural Marta. Gonnet, partido de La Plata. Foto: El Sudaca Renegau. Licencia CC 2.0

Dale Martha, tocate una de Juan Sebastian.

¿Quién es Juan Sebastian?

Chihiro por dos y disculpas.

Dale flaca, tocate algo.
(Si pone el audio a la chapa… temblará con Chihiro Yamanaka)


¡Qué te parió, Chihiro!… ¿Querés un vaso con agua  para enfriar los dedos?

¡Otra más…. y no jodemos más!

Chihiro… me acordé de la peli de Hayao Miyasaki. Una genialidad. Disfrútela. Entiendo que para Ud. este cine es una cagada. Le pido 10 minutos. Si a los diez minutos sigue pareciéndole una cagada, le pido disculpas. ¿Que para Ud este cine no es una cagada?… Bien… entonces le pido disculpas a Ud.
La musica es de Joe Hisaishi. En este blog ya disfrutamos de Joe con Madness.  Y con Fantasía.
Si ve El viaje de Chihiro, encontrará similitudes con Alicia en el país de las maravillas. Las interpretaciones sobre la obra son múltiples. Hasta vinculadas con la prostitución infantil

Robos

Para ir a la ferretería no hay como la bici. La ida es muy sacrificada porque tengo una cuesta muy empinada. Pero la vuelta es gloriosa, ya que disfruto de la bajada.
Tengo mi estrategia. La subida la enfrento con música.
Y casualmente me tocó del disco Brilliant Corners (1956) un blusito llamado Bolívar. (Ba Lue Bolivar Ba Blues Are) ¡Qué te parió Thelonius Monk!!!
Opa,opa marsopa… ¿No se lo choreó Disney luego para el tema Cruella de Vil de 101 Dálmatas?

Si. Se lo chorió.

(Bill Lee, Lisa Davis & Ben Wright)

Llego a la ferretería. Compro mis 12 tirafondos, mis cuatro bulones con sus arandelas y tuercas. En la frutería que está al lado me seducen una mandarinas y las manzanas moño azul a doce pesos el kilo.
El camino de vuelta… la gloria.
Sin música pienso. Siria.
¿Qué sabemos de Siria?… Nada. Lo que quieren que sepamos.
Por este lado, lo que quiere EEUU que sepamos.
¿Y Rusia que quiere que sepamos?

Bueno… otra voz.
Pero como diría Sabina: “Siempre que luchan la KGB contra la CIA, gana al final la policía”.
No hay como andar en bicicleta