Agua IV (Inundación. Pérdidas)

En mi ciudad, La Plata. (Bueno estoy dentro del Distrito, a 30 minutos, pero allí trabajo), llovieron más de trescientos milímetros en dos horas y media.

Las pérdidas en vidas, hasta el momento en que escribo esto, es de 48 personas.

Y seguramente habrá más.

Foto: Leo Vaca (En Tumblr)

El 28 de febrero del 2008 en City Bell, partido de La Plata,  donde vivo, entró un metro de agua en diez minutos. Alcanzamos a subir a la biblioteca que está en el piso de arriba. Mis hijos lloraban y al rato quisieron ir al baño. No tenía sentido porque el inodoro estaba bajo el agua, así que los varones meaban desde la escalera hacia el líving, donde flotaban libros y las puertas de las habitaciones que habían sido arrancadas por la presión.  En seis horas se fue el agua y quedó todo como empetrolado y con un olor nauseabundo. Vinieron amigos a ayudarme a tirar todo y limpiar. Les pedí que no me consulten si era o no para tirar, que decidan ellos.  Nunca nos habíamos inundado y no teníamos ninguna precaución.  Perdimos muchas cosas. La principal pérdida, que todavía no hemos recuperado, es el placer de ver llover.

Esta vez no nos tocó. Pero nos tocó a todos. 48 Muertos.

Vea la Galería de fotos.

Anuncios

6 pensamientos en “Agua IV (Inundación. Pérdidas)

  1. Que suerte que no te llego el agua esta vez,sudaca! hoy estuve en la plata ,llevando cosas desde la facultad de periodismo hasta la zona de hornos y san carlos y me acordaba de que vos sos de la plata .Es Impresionante lo que dejo la inundacion pero tambien es conmovedor ver la movilizacion popular y la cantidad de pibes laburando convencidos de lo que estan haciendo , con una organizacion precisa y una alegria inmensa por poder hacerlo.
    Hoy creo que empece a darme cuenta que no es imprescindible la reeleccion de cristina, el trabajo ya esta hecho ,la siembra se hizo bien y es muy dificil volver atras.
    Con esta generacion el pais esta salvado hermano.
    Un abrazo,federico.

  2. No será fácil retrancar.
    El jueves pasado estuve dándole una mano a mi amiga de Los Hornos. El panorama allí es desolador, pero a la vez hay un espíritu cooperativo entusiasmante.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s